¿Cómo prevenir las estrías en el embarazo?

Hoy día la mitad de las mujeres embarazadas desarrollan estrías durante su embarazo, por lo que si estás experimentando estrías en tu embarazo, quiero decirte que no estás sola. Estas malditas marcas tienden a desarrollarse a partir del tercer trimestre de embarazo, cuando el bebé inicia su fase de crecimiento más importante. No obstante, las estrías pueden aparecer en cualquier momento de la fase de gestación y en zonas diferentes al estómago y su contorno.

¿Cómo se forman las estrías en el embarazo?

Las estrías es la respuesta a un ritmo de crecimiento de nuestro cuerpo que la piel no puede soportar, la piel se estira más allá de sus límites de elasticidad natural. Son cicatrices que se forman dentro de las capas de la piel y, generalmente, comienzan adoptando un tono de color púrpura, posteriormente el color rosado va desvaneciéndose hasta adquirir un tono blanco/plateado.

¿Qué áreas del cuerpo son las más afectadas?

Las estrías pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo, pero durante el embarazo, hay ciertas áreas más susceptibles que otras de sufrir la aparición de estrías.

A partir del sexto mes de gestación el bebé experimenta un gran crecimiento que someterá la piel de nuestra zona estomacal a una extensión forzada que provocará la aparición de estrías. Pero también, es muy probable que tus senos comiencen a crecer debido a los cambios hormonales, por lo que la zona del pecho también será una zona muy sensible a la aparición de estrías.

Otras áreas que también se verán afectadas por el crecimiento rápido de nuestro cuerpo serán las nalgas, los muslos y la parte inferior de la espalda y sus lados.

¿Cuándo empiezan las estrías en el embarazo?

Las estrías van apareciendo según la zona y la etapa del embarazo, la primera zona que empieza a desarrollar cambios físicos es la zona del pecho, a partir de las 6-8 semanas nuestros senos comenzarán a crecer y ya no se detendrán hasta el final del embarazo, por lo que en esta área es donde empezarás a notar las primeras estrías.

Las estrías en la zona del estómago comenzarán a partir del tercer o cuarto mes y se acentuarán una vez pasemos la barrera del sexto mes que coincidirá con la etapa en la que la zona estomacal sufre su mayor protuberancia. Por último, la zona de la espalda es la última área donde aparecerán las estrías cerca del octavo y noveno mes.

No obstante no hay tiempo establecido en el que podamos concretar un tiempo de aparición de forma precisa, ya que cada mujer y cada embarazo es diferente. Sin embargo, controlando nuestro peso, hacer un poco de ejercicio y mantener una dieta saludable contribuiremos a la prevención y reducción de la formación de estrías. ¡Olvídate del topicazo: “tengo que comer por dos”!

Formas de evitar la formación de estrías en el embarazo

hidratarse con agua durante el embarazoHay una serie de cosas puedes hacer para prevenir las estrías en el embarazo, pero dada la naturaleza de los cambios que sufre tu cuerpo, puede ser más eficaz usar algunos métodos que no otros. Aquí te muestro algunos consejos que ayudarán a tu piel a mantenerse resistente frente a las estrías.

 

Estar siempre hidratada

Mantenerte hidratada ayudará a que tu piel permanezca flexible. Las recomendaciones actuales son que una mujer promedio beba una media de 8 vasos de agua al día, lo que equivale a algo menos de 2 litros.

En el embarazo, es aconsejable beber por lo menos 12 vasos al día, que son 3 litros de agua aproximadamente.

Esto consejo es más fácil de decir que de hacer, sobretodo, si estás sufriendo náuseas matutinas, pero intenta ir tomando poquitas cantidades y de forma frecuente para mantener la hidratación, especialmente si usted está sufriendo de la enfermedad de la mañana. Mantenerte hidratada también ayudará con otras dolencias muy comunes en el embarazo:

  • La prevención de las infecciones del tracto urinario.
  • Mitigar los dolores de cabeza
  • Laliar el estreñimiento
  • Reducir la fatiga

Recuerda que el agua es el mejor líquido para beber durante el embarazo, si antes bebías mucho café o te ahora deberás sustituir esas cantidades por agua, para mantener el mismo nivel de ingesta de líquidos. Si ves que te cuesta mucho llegar a los mínimos de agua que necesitas tomar, no olvides que las sopas, frutas frescas, leche pueden ayudarte a alcanzar niveles adecuados de hidratación.

Dieta saludable

De la misma manera que te he comentado con la hidratación, mantener una dieta saludable puede ser difícil en el embarazo, náuseas matutinas, los antojos o la aversión ciertos alimentos pueden complicar la necesidad de mantener unos hábitos alimenticios sanos.

Ciertos tipos de alimentos son particularmente buenos para tu piel, en especial los ácidos grasos como el Omega-3 que se encuentran en el pescado azul, el Zinc, los antioxidantes, las vitaminas y los minerales.

Si estás embarazada seguro que quieres tener unos hábitos alimenticios que ayuden al desarrollo de tu bebé y la mejor manera de conseguirlos es comiendo los alimentos adecuados que tu cuerpo necesita. Aquí está una guía de lo que los alimentos que contienen los nutrientes que necesita tu cuerpo y tu piel:

Antioxidantes

– Chocolate negro
– Bayas
– Habas de riñón
– Alcachofa
– Frutos rojos
– Batata
– Brócoli
– Té verde

Vitaminas

– Fruta
– Hortalizas verdes
– Nueces
– Cereales fortificados
– Productos lácteos
– Extracto de levadura
– Hígado
– Pescado

Zinc

– Aves de corral
– Carnes rojas
– Nueces
– Espinaca
– Cereales fortificados
– Anacardos
– Chocolate negro
– Queso

Ácidos grasos

– Caballa
– Salmón
– Aceite de hígado de bacalao
– Nueces
– Semillas de Chia
– Soja
– Coles de Bruselas
– Espinaca

Gestionar el aumento de peso

El aumento de peso durante el embarazo es inevitable. Las mujeres generalmente ganan entre 0,5-2,2 kg durante el primer trimestre, y aproximadamente 0,5 kg cada semana subsecuente. Es un error muy habitual pensar que cuando estás embarazada debes comer por dos, eso no es cierto y te aconsejo que no lo hagas.

Los profesionales médicos aconsejan que una mujer sana debería comer unas 2000 calorías al día, y en las mujeres embarazadas aconsejan comer solo 200 calorías más al día, respecto a la mujer no embarazada. Comiendo sano y controlándote el peso conseguirá prevenir esa tensión adicional que sufrirá tu piel y podrás reducir eficazmente la formación de estrías.

Toma vitamina D

Estudios médicos han encontrado una correlación entre los niveles bajos de vitamina D y la formación de estrías. Mientras que esto todavía requiere más investigación, incluir un nivel óptimo de vitamina D en tu dieta puedes reducir la formación de estrías.

La manera más fácil de conseguir vitamina D en tu cuerpo es absorbiendo la luz del sol, sin excedernos en la exposición y tomando las precauciones necesarias para no quemarnos . Es posible que experimentes que tu tolerancia a la luz del sol es menor, esto es debido a que la temperatura de tu cuerpo se ha elevado por el embarazo. Algunos alimentos como los cereales, los lácteos, el pescado y algunos tipos de pan contienen vitamina D, por lo que deberías incluirlos en tu dieta desde ya.

Utiliza una crema antiestrias para embarazo

A lo largo de tu embarazo, es aconsejable que utilices alguna crema antiestrias  o aceites tópicos masajeando suavemente las zonas de más riesgo.

Existen muchas cremas antiestrias para el embarazo que te ayudarán a hidratar tu piel, favorecerán la resiliencia cutánea y promoverán la regeneración de los tejidos de la piel. Realizando masajes circulares ayudarás a la absorción de la crema antiestrias estimulando el  flujo de sanguíneo.

Productos como los que contienen manteca de karité, vitamina e y Aloe Vera pueden ser más efectivos.

Puedes utilizar estas cremas y aceites antiestrias durante todo tu embarazo, de esta forma conseguirás prevenir su aparición y en el caso de tenerlas ya, conseguirás reducirlas de forma eficaz. Las cremas hidratantes para embarazo tendrán mejores resultados si las comenzamos a utilizar antes de que aparezcan las primeras marcas rojizas sobre la piel.

Si todavía no sabes qué crema antiestrías necesitas, consulta nuetra revisión sobre las mejores cremas para tratar las estrías. Hemos elaborado una guía muy detallada que seguro que te ayudará a elegir la crema que mejor se adapta a tus necesidades.

¿Cómo prevenir las estrías con remedios naturales?

aloe vera para prevenir las estrias

Mientras que la mayoría de los productos que hemos revisado utilizan ingredientes naturales y orgánicos, quizás preferirías evitar los productos sintéticos durante tu embarazo. Si este es el caso, hay más alternativas naturales. Algunos productos alimenticios pueden ser usados tópicamente y pueden ser muy eficaces en la prevención de estrías.

Aceite de coco

El aceite de coco es un humectante para el embarazo muy eficaz. El aceite de coco está presente en muchas cremas y jabones, así que es mejor utilizarlo después de la ducha. Se absorbe rápidamente en la piel y elimina las células muertas. Contiene, vitamina E y ácidos grasos que pueden contribuyen a la salud de su piel.

Aceite de oliva

El aceite de coco es un humectante para el embarazo muy eficaz. El aceite de coco está presente en muchas cremas y jabones, así que es mejor utilizarlo después de la ducha. Se absorbe rápidamente en la piel y elimina las células muertas. Contiene, vitamina E y ácidos grasos que pueden contribuyen a la salud de su piel.

Para obtener los mejores resultados, elija aceite de oliva virgen extra y después de ducharse, masajea en el área afectada y déjalo aplicado durante unos minutos para que tu piel absorba los nutrientes. Puede también ayudar a calmar el picazón de tu piel que sufres con el estiramiento forzoso.

Aloe Vera

El áloe Vera es conocido por tener propiedades relajantes y curativas. El gel natural de las plantas de Aloe Vera contiene las enzimas que tu piel necesita, las vitaminas de los minerales y ácidos grasos. Éstos ayudan al proceso regenerativo de tu piel, restaurando la piel y previniendo la aparición de estrías. Si tienes una planta de Aloe vera, simplemente corta una hojita y exprime el gel desde el interior. Masajea en las áreas afectadas o de alto riesgo de formación de estrías que ya hemos comentado y después déjalo aplicado sobre tu piel para que se absorba correctamente. Puedes hacerlo dos veces al día.